CSIF Granada llama a reforzar las plantillas de los servicios públicos para afrontar la pandemia con empleos de calidad
ACTUALIDAD / PARO
02 de Diciembre de 2020

CSIF Granada, sindicato mayoritario en las administraciones públicas y con presencia creciente en el sector privado, valora los datos del paro ofrecidos hoy por el Ministerio de Trabajo y Economía Social, con 228 personas menos en las listas del paro en nuestra provincia (un 0,22% menos con respecto al mes anterior) gracias al sostén de la agricultura, la construcción y la industria, frente al sector servicios que sufre el mayor varapalo por la pandemia.

No obstante, la presidenta provincial de CSIF, Victoria Eugenia Pineda, llama a “ahondar con más detalle y replantearnos aún muchas cuestiones ya que tenemos una cifra escandalosas de niveles de desempleo con 103.561 personas sin trabajo en Granada (un 25,35 % más que hace un año); superamos con creces el umbral de las 100.000 personas sin empleo y el problema es que los empleados acogidos a Erte no constan como desempleados”. A nivel andaluz, añade “casi rozamos el millón de andaluces sin un puesto de trabajo”.

Pineda lamenta que “aunque la cifras del paro de noviembre supongan un pequeño alivio después de tres meses consecutivos de destrucción de empleo, no generan perspectivas a largo plazo, ya que es empleo de poca calidad si atendemos al tipo de contrataciones generadas: el 95,17 % de los contratos realizados en el mes de noviembre (un total de 37.190 contratos en la provincia) fueron temporales, frente a tan solo el 4,82 % de contratos indefinidos”.

De igual modo, Pineda recuerda que “la temporalidad también afecta a nuestras administraciones públicas, que siguen registrando un claro abuso de la contratación de personal interino”. En este sentido, la tasa de temporalidad de las administraciones públicas se sitúa en el 27,9 por ciento, casi cinco puntos por encima de la del sector privado. “Estamos afrontando esta pandemia con empleo precario y no puede ser que ámbitos fundamentales en la prestación de servicios que recibe la ciudadanía como la sanidad dependan de un contrato temporal, con el nivel de precariedad e incertidumbre que ello implica”, aclara la presidenta de CSIF Granada.