CSIF avisa del deterioro de la oficina local de Tráfico en Alzira al pasar de 23 operadores a quedarse únicamente con cuatro
El sindicato alerta de que esta situación podría trasladar servicios a Valencia y obligar a desplazarse a usuarios
08 de Abril de 2022
Ezequiel Archilla, presidente de CSIF Administración General del Estado en la Comunidad Valenciana

CSIF advierte del “grave deterioro” que sufre la Oficina Local de Tráfico en Alzira, ya que ha pasado de los 23 operadores con los que contaba en su apertura, en 2008, a quedarse únicamente en la práctica con cuatro. La central sindical avisa de la “situación insostenible” y del riesgo de que acaben centralizándose en Valencia servicios, lo que obligaría a desplazamientos a usuarios.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) señala que la plantilla de operadores de atención al público de la Oficina Local de Tráfico ha ido reduciéndose de manera progresiva en los últimos años. La situación ha llegado al extremo de existir cinco vacantes por cubrir, a las que se suman una baja sin reemplazar, una jubilación el próximo mes y un traslado. Esto deriva que, en la práctica, quedarán únicamente cuatro operadores.

El sindicato resalta esa precariedad del personal de la oficina local de Tráfico en Alzira debido a la escasez de plantilla y a la falta de cobertura de vacantes y bajas. Además, subraya que esta circunstancia afecta al usuario con retrasos en la cita previa y el riesgo real de que servicios ahora comarcalizados sean trasladados a la Jefatura Provincial de Valencia al no poder llevarse a cabo en Alzira por falta de personal. En este caso podría hallarse la tramitación de exámenes por libre y por medio de autoescuelas o las transmisiones de vehículos.

CSIF señala que esta carestía de medios afecta los usuarios de las diferentes comarcas atendidas desde la oficina de Alzira, como la Ribera, la Safor, La Canal o La Vall d´Albaida, que se podrían ver obligados a desplazarse a Valencia para realizar algunos de sus trámites vinculados a Tráfico.

CSIF reclama a la Dirección General de Tráfico que refuerce con urgencia la oficina local de Alzira, que cubra vacantes y bajas, y que evite el continuo deterioro del servicio que se está produciendo por la escasez de personal. La central sindical apela a que en el próximo concurso nacional de operadores de información destinen plazas a Alzira.

El sindicato considera imprescindible esos refuerzos urgentes ante la merma de calidad del servicio y debido a la saturación que sufren los trabajadores por la dificultad para poder atender la acumulación de tareas a causa de la carencia de efectivos.