CSIF reclama cribados serológicos al personal de sanidad ante el alto número de contagios y más medidas de salud laboral
El sindicato insiste en la necesidad de refuerzos ante los 1.900 profesionales de baja por covid o en cuarentena
07 de Febrero de 2022
Dolly Prunés, presidenta de CSIF Sanidad Comunidad Valenciana

CSIF exige a Conselleria de Sanitat que realice cribados serológicos y que incremente las medidas de prevención en salud laboral ante la elevada cifra de contagios entre el personal. La central sindical muestra su preocupación por los últimos datos que alcanzan los 20.000 casos contabilizados de covid desde el inicio de la pandemia y alrededor de 1.900 de baja o en cuarentena ahora. También insiste en refuerzos de personal.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) lamenta la falta de medidas efectivas por parte de Conselleria de Sanitat para proteger a sus profesionales. El sindicato recalca que los últimos datos ofrecidos de 1.824 trabajadores de baja por covid en la actualidad y 20.000 desde el inicio de la pandemia demuestran la urgencia de actuaciones de protección al personal.

CSIF, en esta línea, insiste en “realizar cribados periódicos de serología de anticuerpos IgM e IgG a los profesionales de la sanidad pública”. La central sindical busca, con esta medida, saber el grado de inmunidad de los trabajadores desde el suministro de la tercera dosis. También reclama una evaluación específica a afectados por covid persistente.

El sindicato considera fundamental estos cribados para conseguir “la detección precoz de los casos con infección activa por SARS-CoV-2, el establecimiento por anticipado de las medidas de control necesarias para evitar nuevas infecciones y la disponibilidad de la información indispensable para la vigilancia epidemiológica con el detalle adecuado para la toma de decisiones”. Esta medida la considera esencial para “evitar que los contagios aumenten o se repitan, o que los afectados sufran secuelas persistentes”.

CSIF urge igualmente a mayor protección de la salud de los profesionales con otras actuaciones, como dotar las unidades de vigilancia de la salud con el personal adecuado, ya que en la actualidad resultan insuficientes y las que existen tienen vacantes por cubrir de médicos y de otros técnicos especializados en el ámbito laboral.

El sindicato, además, insiste en un refuerzo de plantillas ante los 1.824 casos de baja y 60 en cuarentena según los últimos datos suministrados por Conselleria de Sanitat con fecha 3 de febrero. La central sindical ya comentó que la renovación de los poco más de 6.000 profesionales de refuerzo covid en diciembre resultaba insuficiente y exigió recuperar a los aproximadamente 3.000 más cesados el 31 de mayo de 2021.

CSIF, del mismo modo, recuerda la grave situación de las plantillas, con una alarmante escasez de personal. En este sentido recalca la importancia de la creación de 11.000 nuevas plazas estructurales en la sanidad valenciana para poder ofrecer una atención con la calidad adecuada al usuario. El sindicato advierte de que las numerosas bajas actuales, en muchos casos no sustituidas, agudizan la precariedad de plantillas y el colapso en la atención.