MÁS DEL 75% DE LA PLANTILLA DE LOS CENTROS MUNICIPALES DE SERVICIOS SOCIALES DEL AYUNTAMIENTO DE ZARAGOZA MUESTRA SU MALESTAR
La plantilla de los CMSS se concentró junto a los sindicatos CSIF, CCOO, CGT, OSTA y UGT, para transmitir su situación a los responsables técnicos y políticos de los Servicios Sociales
20 de Mayo de 2021

El pasado miércoles, 19 de mayo, la plantilla de los Centros de Servicios sociales junto a los sindicatos CSIF, CCOO, CGT, OSTA y UGT comunicamos a los responsables técnicos y políticos de los Servicios Sociales el sentir y opinión generalizada por parte de más del 75% de la plantilla sobre la situación actual del servicio. Así como las consecuencias negativas de las propuestas que la Corporación está llevando a cabo.

Agradecemos el esfuerzo realizado por las/os profesionales de Servicios Sociales en esta situación, así como, su compromiso con las reivindicaciones y acciones que se vienen realizando desde febrero. Nuevamente solicitamos a los responsables la contratación del personal municipal necesario que garantice la gestión propia y la paralización de la externalización del servicio de atención telefónica.

Seguiremos apoyando a las/os profesionales de Servicios sociales porque:

  1. Las plantillas de los CMSS se han reducido por falta de contratación y cobertura de plazas, perjudicando de forma directa tanto en el acceso y atención a la ciudadanía, así como, al funcionamiento de los equipos profesionales que quedan incompletos e insuficientes.
  2. Existe un claro aumento del número de demandas y atenciones de emergencia, así como nuevos colectivos vulnerables, provocado por las consecuencias sobrevenidas de la crisis de la covid-19.
  3. La apuesta del actual Gobierno municipal es la externalización y privatización demostrada con la creación de la línea de atención telefónica y el anuncio de licitación de un “nuevo servicio de atención telefónica” a través de un centro especial de empleo de iniciativa social, con un presupuesto de 350.000€.

La externalización del servicio no resuelve los problemas de falta de personal ni libera a los centros de trabajo, sino que provoca un aumento de la gestión administrativa con retrasos en la atención y duplicidades, delegando la gestión propia del acceso al sistema público de Servicios Sociales y perdiendo la figura de referencia inicial, en contra de los indicado en la Ley.

Tampoco la solución pasa por parchear, a través de la movilidad temporal de personal del Área de Acción Social y Familia y que se viene repitiendo desde septiembre de 2020, ya que la falta de personal se deriva a otros servicios.

Ver Galería